Envíos gratis en compras mayores a Q150, realizadas desde la web o servicio al cliente / Interior en 24 a 48 horas

Cómo afectan las mudanzas a tu mascota

RSS
Cómo afectan las mudanzas a tu mascota

26 de mayo de 2020

Redacción: CStudio

¿CÓMO AFECTAN LAS MUDANZAS A
TU MASCOTA?

 

Existen muchas situaciones comunes de nuestro día a día que pueden causarnos estrés. Pero sin lugar a dudas una de las que ocupan un lugar importante en la escala de valores de nuestro nervios son las mudanzas, Ahora bien, si para nosotros es una situación difícil, imaginemos lo que es para nuestras mascotas que cambian a un territorio nuevo y totalmente desconocido.

 

Pensemos además, que nuestras mascotas son seres territoriales y rutinarios, que están acostumbrados a un ritmo en sus vidas y a los olores de su hogar. Es cierto, los cambios los afectan de manera importante, pero es posible lograr una rápida adaptación a su nuevo entorno, para eso estamos nosotros, para ayudar a que ese cambio no sea algo traumático y evitar de esta forma que afecten a su comportamiento.


Puede que los cambios no sean bien recibidos por nuestras mascotas, algunas pueden perder el apetito por unos días, deprimirse, intentar huir o tener accidentes ante el nuevo ambiente desconocido, por ello vamos a tener algunos consejos en cuenta, para intentar evitar estas situaciones indeseadas.


En primer lugar debemos participar a nuestro perro del proceso de la mudanza. Es importante que ellos vean que estamos embalando cajas, y durante el proceso de la mudanza mantenerlo al cuidado de un familiar o amigo con el que esté familiarizado. En el caso de los gatos es diferente, deben estar familiarizados con su caja transportadora, que no solo nos servirá para mudarlo sino que servirá de refugio una vez instalado en el nuevo hogar.


En el caso de los perros conviene unos días antes llevarlo a pasear por el nuevo lugar para que empiece a familiarizarse con los nuevos olores y sonidos. En el nuevo ambiente debemos enseguida desembalar sus objetos: su cama, sus juegos, dejarlo explorar todos los rincones de los que será su nuevo hogar y tomarnos un tiempo para jugar con él para que el cambio no sea tan brusco.


Los gatos, con esa personalidad tan especial, tienen sus tiempos y debemos respetarlos. Empezar por llevar su transportadora a un lugar más pequeño, una habitación por ejemplo cerrada y dejarlo con la puerta abierta con sus objetos, juguetes, caja sanitaria, alimentos y agua. Él solo va a saber cuándo es el momento seguro para salir a explorar. De a poco vamos a ir presentándole distintos espacios; también podemos utilizar feromonas para que el espacio y los olores sean conocidos y se sienta más a gusto.


Por último es muy importante que recordemos cuidar el perímetro del hogar para que sea seguro, asegurándonos que tenga rejas y redes para evitar accidentes, más aún si nos vamos a mudar a espacios abiertos o departamentos que el animal no está acostumbrado. Nunca olvidemos, sobre todo en un nuevo entorno en el que se puede desconcertar fácilmente, mantenerlo identificado con collar y chapita, ya que si llegase a ocurrir que nuestra mascota se pierda es una de las maneras más eficientes de que vuelva a su nuevo hogar con su familia.

Fuente: Veterinaria Agustina Bermudez.

 

Artículo anterior Próximo artículo

  • Arca de Noé