Recibe el mismo día si compras antes de las 5 pm | Interior en 24 a 48 horas

¿Mi mascota puede tener rabia?

RSS
¿Mi mascota puede tener rabia?

 

 

¿MI MASCOTA PUEDE
TENER RABIA?

 

Seguramente varias veces escuchamos nombrar esta enfermedad que nos parece lejana y poco frecuente, y no tenemos muy en claro si nuestra mascota dentro de casa y cuidada como la tenemos, puede contagiar y contagiarse de RABIA.

 

Sold out

Sold out

Sold out

 

La rabia es una enfermedad mortal que se propaga a las personas a través de la saliva de animales infectados. Cualquier mamífero (un animal que amamanta a sus crías) puede transmitir el virus de la rabia. Dentro de los animales domésticos más propensos a transmitir el virus están los gatos, perros, vacas y hurones y dentro de los animales salvajes están los murciélagos.


Los gatos juegan un rol importante por varios factores: primero son animales cazadores, con lo cual suelen capturar y morder presas y dentro de estas, están los murciélagos. Además son animales que se escapan fácilmente de los hogares, y tenemos menos control sobre ellos.


Los animales infectados en general transmiten el virus al morder a otro animal o a una persona. También una transmisión mucho menos frecuente pero que puede estar presente es por lamidos de los animales infectados sobre heridas o mucosas.
El virus afecta el sistema nervioso central de todas las especies de mamíferos, incluido el hombre, generando síntomas como cambios de comportamiento, agresividad, salivación excesiva, imposibilidad de tragar o de beber agua, pupilas dilatadas, convulsiones, parálisis y muerte.


Si te muerde cualquier animal sospechoso debes consultar con un médico inmediatamente. Según las lesiones y la situación en la que se produjo la exposición, el médico decidirá si debe recibir tratamiento para prevenir la rabia o cómo continuar.

PREVENCIÓN
VACUNACIÓN: La rabia es una enfermedad tan grave que no tiene cura ni tratamiento, por lo que lo más seguro es vacunar y prevenir. En los animales domésticos de compañía (perros y gatos), la vacunación antirrábica es de carácter de suma importancia.


No importa que tu mascota no salga nunca a la calle (cosa que está mal ya que necesitan socializar) igualmente puede enfermarse dentro de casa. Anualmente visita a tu veterinario de cabecera quien hará una revisión clínica de tu mascota y la vacunará. Existen vacunas seguras y eficaces para prevenir la rabia en animales, así como vacunas de uso humano para ser administradas como profilaxis pre y post exposición con un animal sospechoso.

Mantener un control de nuestras mascotas. Que sean lo más caseras posibles. Los gatos están dentro de la casa o en nuestro jardín pero no es lo ideal que se vayan por los techos ni que desaparezcan varios días sin saber donde estuvieron. Si vuelven lastimados con signos de rasguños o mordidas llevarlos al veterinario.

CONTROLAR: la población de animales sin familia. La castración, junto con la identificación con placa y/o microchip, hará que haya menos animales en la calle sin familia, sin que nadie se ocupe de ellos y no sepamos si están vacunados o no. Los programas de adopción responsable también juegan un rol muy importante en la prevención.

Enseñar a los niños y nosotros mismos a tomar conciencia de NO tocar a todos los animales que vemos. Fundamentalmente si están en la calle sin un tenedor responsable y su procedencia es desconocida.

Notificar en forma inmediata la presencia de murciélagos. Que los veamos durante el día, con vuelo dificultoso o arrastrándose en el piso, nos debe alertar y debemos llamar al instituto Pasteur o al centro de zoonosis más cercano. NO tomar contacto ni querer tocarlos. Encerrarlos en una habitación y contactar a los especialistas. quien lo retiraran y lo enviaran al laboratorio de referencia para su análisis.

 

 

Fuente:Veterinaria Agustina Bermudez.

 

Artículo anterior Próximo artículo

  • Arca de Noé